Joel Goodman, director ejecutivo y Michael O’Rourke, director de Mercadeo Internacional, ambos de los New York Festivals

Dos platas de los New York Festivals fueron al mercado hispano

01 de julio de 2008


(Patricia Blanco, Nueva York). Un par de platas fueron los máximos galardones obtenidos por las agencias ConceptCafé y la comunidad entre las del mercado hispano durante la entrega de los New York Festivals International Advertising Awards. La ceremonia tomó lugar en el New World Stages la noche del lunes. ConceptCafé resultó ganadora en Radio por Princesa Manzanita para Honda, mientras que la comunidad Miami repitió el reconocimiento por la campaña Some Artists Don’t Live Long, la misma que le reportó recientemente un León de bronce en Cannes. Dieste Harmel & Partners consiguió un bronce en los New York Festivals por Shame para Pine-Sol completando el trío de agencias hispanas premiadas en la competencia. “Creo que éste fue un muy buen año para los New York Festivals porque tuvimos 23% de crecimiento en inscripciones y mucho de esto tuvo que ver no con una reestructuración, pero sí con una revisión de nuestro sistema de evaluación que nos hizo posible tener jurados muy distinguidos. El sistema de evaluación fue online, lo que hizo posible tener 246 jurados participando en total. Tenemos jueces de todas partes del mundo y así nos aseguramos que entiendan cada lenguaje, cada cultura, cada religión y esto es importante porque hace falta asegurarse de que los trabajos serán comprendidos para poder ser reconocidos” compartió a PRODU, Michael O’Rourke, director de Mercadeo Internacional de los New York Festivals. La ceremonia de este año, considerablemente modesta, es el resultado de una modificación en la organización del festival que, de acuerdo con O’Rourke, comienza a mostrar frutos. “El festival está creciendo y para el próximo año esperamos contar con paneles y seminarios. Estamos creciendo en organización por el cambio en los propietarios del festival”. La edición 2008 cerró con un número cercano a los 400 registrados –no necesariamente asistentes-, cantidad que supera los 300 del año anterior, sostuvo O’Rourke.
https;