Reina animal es protagonizada por Sofía Gala Castiglione

Reina animal, primer filme argentino de rodaje sostenible, llega a las salas del país
Marcela Tedesco|31 de octubre de 2023

Reina animal, el primer largometraje de ficción argentino rodado bajo el Programa de producción audiovisual sustentable de APAC, estrena este jueves 2 en las salas del cine del país. La película, producida y rodada en Córdoba, es dirigida por Moroco Colman, quien además es coautor del guion junto a la productora Sofía Castells.

La película nació de una inquietud de Castells, quien no solo es productora, sino también vegana y animalista. “Siempre me ha sorprendido cómo puede ser que los seres humanos tengan mascotas y, a la vez, coman carne (…) Durante la pandemia, cuando no se podía salir a filmar, Moroco y yo nos pusimos a desarrollar proyectos y allí encontré la oportunidad de hablar de este tema. Escribimos el guion en pandemia, conseguimos un subsidio del INCAA y ganamos un concurso que también nos ayudó con la financiación” contó Castells.

Reina animal —de Más Allá Productora (Argentina) y Desobediencia Ltda. (Chile)— es una ficción en la que Sofía Gala Castiglione protagoniza a una joven desempleada que subsiste vendiendo la carne que su primo roba del matadero en el que trabaja. Tras ser víctima de un acto de violencia, decide cambiar su vida. Este es el punto de partida para un filme sobre el especismo (discriminación basada en la pertenencia a una especie) y el maltrato animal.
 
Producir esta historia bajo un programa de sostenibilidad encajó naturalmente. El trabajo del día a día fluyó gracias a la presencia de dos ecomanagers de APAC (Asociación de Productores Audiovisuales de Córdoba): Sara Guillén y Florencia Nates.

“En una producción hay muchos sectores y personas involucrados. Flor y Sara nos ayudaron haciendo acuerdos con empresas y en todo, lo que significó que el impacto no fuera tan grande tanto en el presupuesto como en el trabajo del día a día. No volvería a filmar de otra manera” subrayó Castells.

Al respecto, Guillén comentó: “Para poner conciencia en el medio ambiente tiene que haber una persona que empiece a marcar el camino, pensando desde la separación de residuos hasta la búsqueda de alianzas con empresas sustentables y con aquellas con ganas de comenzar la transformación”.

Lectura del guion para sugerir acciones sustentables, gestión de residuos, utilización de pilas recargables para el sonido, catering vegano y vegetariano, vajilla reutilizable, alianza con una empresa de reciclaje social para hacer el reintegro de descartables a la economía circular, fueron algunos de los muchos logros de la primera película con rodaje sostenible de Argentina.

Asimismo, el 70% de los trabajadores que intervinieron en la producción estaba domiciliado en la ciudad de Córdoba, donde se realizó casi todo el rodaje. Esto facilitó el traslado de las personas y fue otro factor para activar la economía circular.

Todo el proceso estuvo acompañado de comunicación interna para recordar procedimientos y enseñar acciones sustentables. “Al final del rodaje incorporamos dos empresas de la ciudad de Córdoba: una de cosmética natural y otra que hace bolsos con retazos de tapizados de autos. Entregamos productos para premiar el esfuerzo y para acercar lo que viene de la economía circular” comentó Nates.

Agregó que también reunieron la información sobre los consumos del rodaje para medir la huella de carbono con la calculadora Albert de Inglaterra. Como compensación se plantaron, junto con una ONG dedicada a árboles nativos de Córdoba, 50 árboles en Villa Allende, ubicada en el límite de la ciudad capital.

Además, una encuesta a los participantes del rodaje reveló que ya se han incorporado ciertos hábitos que dan cuenta de un cambio en la cultura, como que cada quien lleve su propia botella o compartir el transporte. “Tratamos de darle valor a eso y, como mejora continua y a futuro, intentamos involucrar nuestra área de sustentabilidad en las producciones para acompañarlos, tener mayor presencia en el set y que este funcionamiento no represente un estrés”.
 
Por su parte, Guillén, agregó: “Plantear una producción audiovisual sustentable pone un poco en jaque la forma de producir cine y la cultura del audiovisual. Creo que estamos en un momento en el que queremos cambiar algunas formas de relacionarnos, de consumir y de vivir en este planeta. Es una lógica que va más allá del área específica del audiovisual, que va tocando toda la sociedad”.

Reina animal
también se prepara para recorrer el circuito de festivales, muchos de los cuales están prestando mucha atención a las temáticas medioambientales.
https;