Reel de Oro


Federico Vidal

Federico Vidal de Kreative Kontent: Soy un agudo observador de la realidad y las emociones

06 de junio de 2016


A Federico Vidal lo hipnotizaban las películas desde pequeño. Se convirtió en director después de que dejó la carrera de derecho y su trabajo en un importante estudio jurídico de Buenos Aires. "Tenía 19 años y estudiaba derecho. Era de noche y tenía un examen al otro día. Esa noche no pude concentrarme en nada, pues en mi cabeza solo daba vueltas una idea para un guión. Esa misma semana dejé la carrera y renuncié a mi cómodo trabajo. Busqué un lugar para estudiar cine, tenía que dedicarme a filmar y luego ver como vivir de eso" contó.

Estudió en ORTII y se certificó en el INA de París. Empezó a dirigir comerciales y lleva más de 150 spots en su carrera y es profesor en la UBA, en diseño de imagen y sonido. Estudió actuación durante tres años para perfeccionar y profundizar sus técnicas como director. "Ser genuino frente a una cámara no es fácil y no todo el mundo puede lograrlo. El actor tiene un conjunto de herramientas que utiliza para engañarse a sí mismo y convencerse de cosas que no son, realizar acciones por el simple hecho de que están escritas en un guión y sentir cosas que no siente. Este proceso siempre me pareció fascinante y en algún momento, cuando comencé a dirigir profesionalmente, sentí necesario estudiar teatro, para compartir un mismo lenguaje con los actores y poder ayudarlos a explorar sus personajes" explicó.

Vidal se describe a sí mismo como un trabajador incansable, un perfeccionista, un estilista al punto de la obsesión y sobre todo un agudo observador de la realidad y las emociones. "Vivo la vida en un constante estado de asombro" dijo. Para el director no existe un género con el que se sienta más cómodo al trabajar, le gusta relatar historias que generen reacciones en la gente, ya sea provocando simpatía, haciendo reír, invitando a la reflexión o evocar emociones. "En cuanto a la comodidad, siento que le escapo. La comodidad me hace sentir incómodo" agregó.

El realizador no se considera un artista se siente más bien un observador/artesano que constantemente intenta perfeccionar su sentido común para comunicar cosas. "Soy hijo único y me tocó jugar solo, eso me llevó a crear mis mundos para contarle a mis eventuales hermanos. Me gusta crear interés en el otro. No sé escribir bien ni dibujar bien, mucho menos pintar bien y con la música tampoco se me dio, aunque lo intenté. Por suerte un día agarré una cámara y se transformó en mi herramienta para contar historias. En resumen, mi búsqueda es la de contar historias de la manera más eficiente posible" confesó.

La primera película que lo marcó en su infancia fue Conan el bárbaro, "la escena que entran camuflados a la cueva con esa música me impresionó de un modo tal, que lo recuerdo como si fuera hoy" narró. Stanley Kubrick ha sido determinante para su carrera y si pudiese elegir un film de la historia para dirigir seríaBlade Runner. Sus referencia de inspiración artística son muchas: "Asterix, Kafka, Magritte, Robotech, un video clip de Depeche Mode, un cuento de Borges, uno de Phillip K. Dick, un buen vino, un mal vino. Estar aburrido y no tener batería en el celular, estar perdido en una ciudad cuyo idioma no hablo (sin batería en el celular), estar asustado y disimularlo, estar solo en el cine, nadar, y muchas, pero muchas películas".

Sus clientes más recientes son Chevrolet, Unilever, Nubelo, Burger King y Clarín. A futuro espera seguir haciendo publicidad hasta que encuentre su primer largometraje.

Productora:
Kreative Kontent, EE UU
Contacto: {Debbie Margolis; debbie@kreativekontent.com}
T +1-305-308-5023

Ver video
https;