La campaña contó con un importante esfuerzo de casting

Julián Montesano de Roommate: Si una marca quiere ser diferente, tiene que hablar con personalidad

Manuela Walfenzao|23 de agosto de 2019


Julián Montesano, director de la casa productora Roommate, habló de su gran experiencia al trabajar con una agencia como Ogilvy Miami, y de la tercera campaña regional que hicieron conjuntamente para KFC con Chick N’ Cheese Pop, uno de los lanzamientos más importantes del año para los mercados de Latinoamérica y el Caribe. “Es una agencia creativa y muy prolija en los procesos. Trabajamos mucho en equipo antes del rodaje, sobre todo con el diseño del traje, la locación y el casting” dijo.
 
Montesano destacó que KFC es una de las marcas de comida rápida que apuesta más a la creatividad. “La creatividad funciona porque del otro lado hay gente que necesita ser sorprendida. No hay que pensar en el público como consumidores. Si una idea no te parece buena, pero cumple, no es una buena idea. La comunicación creativa implica riesgos. Así que, si una marca quiere ser diferente, tiene que hablar con personalidad. A algunos les va gustar mucho y a otros nada” destacó. “Cuando me llega un guion trato de encontrar y potenciar esa personalidad, pulirla, quitarle asperezas y dejarla brillante”.
 
Además de este proyecto de KFC en Colombia, Montesano dijo que acaba de terminar dos proyectos “muy divertidos” en Buenos Aires, uno de Actron, con niños que hacen berrinches, y otro del café Morenita, con gente con caras deformadas de recién levantado. “Y la semana próxima filmo un spot de Fanta en México”.

https;