MERCADEO

GUT Miami, Ad Council y la Coalición de Sistemas de Salud y Hospitales abordan la violencia armada

28 de febrero de 2024


El Ad Council anuncia una nueva iniciativa de prevención de la violencia armada en colaboración con una coalición de líderes sanitarios para abordar esta urgente crisis de salud pública y su impacto en los jóvenes.

En colaboración con el National Health Care CEO Council on Gun Violence Prevention and Safety, el Ad Council está convocando a una amplia coalición de los sectores de la publicidad, la sanidad, el marketing, los medios de comunicación y la tecnología para desarrollar esta nueva iniciativa con el apoyo gratuito de la agencia creativa GUT Miami.

La campaña pretende elevar el tema de la violencia armada en EE UU y su impacto en la juventud, alejándose de las conversaciones divisivas y políticamente cargadas para centrarse en los enfoques de salud pública que han demostrado su eficacia en la lucha contra esta epidemia. Con estrategias basadas en datos y opiniones de expertos, la campaña proporcionará a las personas de todo el país una comprensión más profunda de las acciones individuales que tanto los propietarios de armas como los no propietarios pueden tomar en sus hogares y comunidades para proteger a la juventud de nuestra nación y salvar vidas.

“Las lesiones causadas por armas de fuego son la principal causa de muerte entre los jóvenes estadounidenses, un hecho que exige que se tomen medidas. Pero es un problema al que no puede hacer frente una sola organización” dijo Lisa Sherman, presidenta y CEO del Ad Council. “Los hospitales estadounidenses se enfrentan cada día a las ramificaciones de la violencia armada y estamos orgullosos de colaborar con los principales hospitales y sistemas sanitarios del país, con expertos en salud pública y con algunas de las mentes más brillantes de los medios de comunicación y de la comunidad publicitaria para educar a los ciudadanos sobre las medidas que pueden adoptarse para reducir el riesgo de violencia armada y hacer que nuestros niños, nuestras comunidades y nuestro país sean más seguros. Juntos podemos abordar este problema de frente y reposicionarlo como lo que realmente es: una crisis de salud pública que nos afecta a todos”.